Jaimito y Mauricio Macri Peor Monarca que Cristina?

JAIMITO y MACRI; Monarca o Tirano Fracasado sin Sentido Comun?

Link para compartir > > > >   http://wp.me/p2jyBb-18Q

GSM Me FOTO

 

Por Dr.Gaston A. Saint Martin MD Editor de este blog.

 ¿Monarca o Tirano Fracasado sin Sentido Común?

Link para compartir > > > >   http://wp.me/p2jyBb-18Q

Por Dr. Gastón A. Saint Martin MD Editor de este blog.

Jaimito NO es un “chico terrible” es solo un chico mas que no calla nada de lo que piensa. Oír en voz alta cosas de Sentido Común que todos piensan pero callan por vergüenza, no es problema de Jaimito, sino de los demás…

Estaba Jaimito en la vereda de Avenida de Mayo para ver desfilar al Monarca Mauricio luciendo un ropaje tan caro y bello que “solo los inteligentes y leales al Monarca podían ver...” Al pasar frente a Jaimito, este a viva voz exclamó: … ¡Pero … si va en pelotas! … ipso pucho … el hechizo se rompió, … y  entre risas contenidas . . . abandonaron a su Majestad … todos … menos Jaimito que seguía riéndose …

¿Cómo te atreves Mauricio a humillarnos a todos exponiendo tu desnudez? ¿Cómo te atreves a exponerte ante nosotros y ante el Planea que nos esta mirando, solo cubriendo tu vergüenza con un ridículo calzoncillo (un seudo dotooor … un tal Rodríguez Simón tu Jefe de  Protocolo en la Casa Rosada, que no solo te “selecciona” la información sino también la correspondencia personal a La Primer Dama Argentina Sra. Juliana Awada en la Quinta residencial de Olivos?

¿Cómo te atreviste Mauricio a gastar un solo peso publico en “arreglar lo descuidado que encontraste la Residencia Presidencial?    ¡Como gesto aglutinante en el sentido del cambio, debiste haber arreglado lo indispensable para el bienestar de tu familia, pagando esos arreglos provisorios de tu bolsillo … y sin hacer con eso “propaganda” Pero …!No!… preferiste darle mas motivos a los Jaimitos de Cristina y a los nuestros, para que digan: “Mauricio no se digna a arremangarse si no le pagan y lo tratan como a un Soberano, pero ignora a Roberto Aguirre de 60 años de edad que, no puede ni mantenerse en pie (paralitico), que y hace al menos dos meses… vive a la intemperie, tirado en la vereda…y por primera vez lo vi el Sábado 27 con frio, lluvia y viento que invertía los paraguas, sigue firme viviendo sus últimos días a la intemperie, en Avenida Rivadavia al 2005 (Entre un supermercado y la panadería) donde comida y agua no le falta, pero y … ¿PIS y CACA, donde?… ¡debajo de la frazada que lo cobija … Bien dice el criollo: “el cagado no se huele...” Roberto Aguirre ha decidido morir como un héroe civil pacifico, gritando en silencio a solo una cuadra de La Iglesia Jesuita de Bergoglio, -hoy Francisco- que parece olvido fueron los Jesuitas los únicos curas que desobedecieron las ordenes de todas las Monarquías incluido el Vaticano y el mismo Papa y se quedaron en América para ayudar a La Nación Guaraní.    Roberto Aguirre (60 anos, paralitico) vive a la intemperie en la vereda a solo metros del Congreso donde nuestros representantes, bien calentitos y mejor pagos intentan arreglar este “despelote Nacional” la anarquía degradante y progresiva que ya lleva 86 años (desde el 10 de Septiembre de 1930)

Mauricio: No tienes excusas para seguir con la tiranía; eso ya lo hizo Cristina y gracias a ella nos obligó a unirnos. – A tu padre ya le demostraste que vales mas que el, y te lo reconoció; pero eso fue un reto personal que a La Patria no le alcanza ni le sirve. Tienes el deber de ser un Estadista o no serás nada y no tienes derecho a malgastar nuestra ultima esperanza; no puedes seguir ignorando lo ultimo que nos queda y la que nos puede salvar “La Mejor Constitución del Mundo

LA CONSTITUCIÓN ARGENTINA 1853 Y EL ARTICULO 29 QUE EL GENIAL JUAN BAUTISTA ALBERDI NOS DEJO COMO PODEROSA HERRAMIENTA PARA ARREGLAR EL DAÑO EFECTUADO POR “LOS INFAMES TRAIDORES DE LA PATRIA”. 

 

______________________

Los chimpancés togados del Sarrasani,

por Enrique G. Avogadro

AVOGADRO RetratitoEnrique Guillermo Avogadro  (7 de Agosto de 2016 01:04 a.m.)

Para: gsaintmartin

“Un juez tiene que ser un señor; si sabe derecho, mejor”.    Máxima inglesa

El espectáculo que nos brindó Hebe de Bonafini desde que fue llamada a prestar declaración indagatoria por un juez, que el jueves culminó en la pista mayor del circo porteño, muestra a las claras en qué estado han quedado las instituciones de la República tras décadas de corrupción y de complicidad de los magistrados federales de todas las instancias, ya incapacitados de impartir Justicia sobre la ciudadanía atónita ante la falta de aptitud moral y el enorme desprestigio que los cubre, agravado por el conventillo en que han transformado Comodoro Py.

 

A partir de ahora, ¿habrá alguien que obedezca un mandato judicial?, ¿aceptará mansamente cualquiera que un Martínez de Giorgi, un Rafecas, un Canicoba Corral, un Casanello, un Freiler, un Ballestero, una Figueroa, un Rosanski, etc., pretenda juzgarlo? 

 

Pero, por encima de todos ellos y con facultades disciplinarias que pueden llegar hasta la destitución, está el Consejo de la Magistratura. La sociedad entera debiera montar guardia en su puerta del edifico para exigirle, simplemente, que cumpla el deber que la Constitución le asigna, y deje de ser el extorsionador en que se convirtiera desde que el ¿Frente para Qué?, imponiendo su mayoría automática, modificó su composición para permitir a la política entrar por la ventana. Mauricio Macri debería enviar ya mismo, sin dilación alguna, un proyecto de ley al Congreso para abolir esos cambios.

 

Bonafini está imputada por la comisión de varios delitos -defraudación al Estado, emisión de cheques sin fondos y malversación de caudales en los sueños que compartió con sus hijos putativos, los Shoklender- y se declaró, desde el mismo momento en que fue citada a prestar declaración indagatoria, en explícita rebeldía; para demostrarlo, calificó al magistrado que la convocaba, y por añadidura al Presidente de la República, con los más gruesos epítetos, además de seguir en su inveterada postura de incitar a la subversión contra los poderes del Estado y hacer apología del delito.

 

Cuando se ordenó llevarla ante los estrados judiciales por haberse negado a hacerlo, se acollaró con lo más granado de la asociación ilícita que saqueó nuestro país durante más de doce años. Como red de seguridad para la vieja equilibrista se pudo ver a angelitos o delincuentes tales como Boudou, Parrilli, Zannini, Kiciloff, Mariotto, Recalde, Depetris, el ¿maestro? Baradel, Larroque, Sabbatella, Cerruti, Yasky, Parodi, Segovia y sus “metrodelegados” y, en cartel francés, Máximo Kirchner; todos incurrieron, sin duda, en encubrimiento e intimidación pública. Muchos de ellos ya la habían acompañado cuando organizó los “juicios populares” a periodistas independientes o, travestida como Lenin, llamó a tomar el Palacio de Tribunales y echar a patadas a los miembros de la Corte Suprema; tampoco entonces hubo un fiscal o un juez con los redaños necesarios para imputarla por atentar contra la Constitución.

 

Esos mismos magistrados sinvergüenzas se niegan a cumplir con el sagrado deber que les impone la ley: la aplican retroactivamente, niegan el principio de inocencia, validan inadmisibles pruebas, mantienen prisiones preventivas que exceden el máximo legal, no otorgan el beneficio de la prisión domiciliaria a los mayores de setenta años, no cuidan la salud de los viejos enfermos. Y todo eso sólo por cobardía frente a la reacción de los tuertos organismos de derechos humanos, verdaderas cuevas de ladrones y meros instrumentos de venganza de los terroristas.  

 

En la Argentina que los Kirchner legaron a Macri, y que éste aún no pudo o no supo corregir, el patoterismo y la violencia pueden más que la Justicia, que ni siquiera puede controlar eficientemente a las distintas policías, que la obedecen sólo cuando les parece, porque no saben cuándo serán denunciados y condenados por hacerlo; basta recordar qué pasó en diciembre de 2001.

 

Otra pista en la cual se exhibe impunemente la ignorancia y la soberbia de los simios togados se da en el terreno de las tarifas públicas; ¿cómo puede un tema meramente técnico ser justiciable?, ¿qué saben los jueces acerca del costo de la energía o de la operación del subterráneo?, ¿por qué no preguntarles, también, de dónde deben extraerse los fondos para seguir pagando la fiesta populista y criminal?, ¿qué explicarán a quienes, por retrotraer la situación a diciembre de 2015, han perdido la “tarifa social” que les permitía pagar aún menos que antes y, a cambio, siguen regalando el gas y la luz a los hogares más pudientes?, ¿quién pagará ahora a las empresas para que puedan continuar prestando aunque sea estos deficientes servicios?

 

Evidentemente, parecen ignorar -algunos lo hacen con intención política- que uno de los requisitos esenciales para lograr el arribo de las anheladas inversiones productivas es la seguridad jurídica, y el penoso espectáculo que están brindando en este campo funcionarios y jueces no hace más que alejar el horizonte. Simultáneamente, al mantener congeladas las tarifas, impiden que crezcan la exploración, la generación, el transporte y la distribución de energía, para recuperar el autoabastecimiento perdido adrede por don Néstor y doña Cristina; y ese es el otro requisito esencial, ya que no hay en el mundo quien invierta en un país donde faltan tan básicos insumos como el gas y la luz.

 

La sociedad en su conjunto tiene una titánica tarea por delante: devolver al Poder Judicial la independencia, la sapiencia y el prestigio necesarios para desempeñar el soberano rol que la Constitución le asigna. La carrera judicial no es para todos, porque -en especial aquí- está llena de obstáculos, y sólo los espíritus superiores pueden transitar ese camino sin caer en tentaciones mundanas.

 

Quienes tienen la facultad de disponer sobre la libertad y el patrimonio de los ciudadanos y la obligación de ser la barrera frente a los abusos del poder sobre los individuos, deben estar por encima de cualquier cuestionamiento y de toda sospecha; como la mujer del César, no sólo tienen que ser serios y honestos sino, además, parecerlo.

Bs.As., 6 Ago 16

Enrique Guillermo Avogadro /Abogado

Tel. (+5411) ò (011) 4807 4401/02 / Fax (+5411) o (011) 4801 6819 / Cel. en Argentina (+54911) o (15) 4473 4003 / Cel. en Brasil (+5521) 8128 7896  / E.mail: ega1@avogadro.com.ar / E.mail: ega1avogadro@gmail.com / Site: www.avogadro.com.ar / Blog: http://egavogadro.blogspot.com / Skype: ega1avogadro / Facebook: enrique guillermo avogadro /Twitter: @egavogadro

     

Anuncios

Published by:

PatAgonica

Soy el Dr. Gastón Alejandro Saint Martin (ARDMS. RVT. RPVI eligible, MD. CCPM). Medico patagónico; me gradué en la UNBA (Universidad Nacional de Buenos Aires, en 1961) Recién graduado y casado fui a hacer mi entrenamiento en la Universidad de Louisville, (UdeL) Kentucky, USA, la mas antigua Universidad Municipal de La Unión; pobre, pero de excelente nivel académico; con una pequeña escuela de medicina. Louisville está en la margen izquierda del rio Ohio (afluente del Mississippi) Elegí a UdeL por estar entre los rio Ohio y Tennessee, que era la zona mas subdesarrollada de La Unión, (cuna de los "Hillbillies") montañeses pobres, poco ilustrados, casi analfabetos pero gente honrada, noble y muy trabajadora; donde era de esperar encontrar problemas de patología medica y socio económicos similares a los de la población rural patagónica indigente. Los médicos residentes de la Universidad de Louisville atendíamos al Louisville General Hospital y al Children’s Hospital of Louisville. Finalizado mi entrenamiento, y al tener yo visa de emigrante, me pude quedar en USA, donde los abogados jueces y los médicos con residencias de entrenamiento completas, teníamos un brillante futuro económico, estabilidad y brillo social. La tentación para quedarse fue muy grande, pero cumplimos mi plan regresando a casa; Argentina (No a Buenos. Aires.) sino a La Patagonia (Gral. Roca, Rio Negro), donde trabajé intensamente, no solo en medicina asistencial sino en política. Para el inicio, recluté un pequeño grupo de médicos argentinos jóvenes entrenados en USA y Canadá con quienes creamos al Instituto Medico del Comahue, el pequeño hospital austral privado pionero en medicina asistencial moderna. Construimos el edificio por esfuerzo propio, y por administración, con la dirección técnica de mi padre (Ingeniero Prospero Saint Martin). Tuvimos muchos éxitos y fracasos. Nos integramos al Colegio Medico de General Roca, donde fui el primer organizador de la primer biblioteca medica patagónica. De nuestros Colegas Veteranos aprendimos la Filosofía Ético Moral Medica Hipocrática) y a ser médicos humanistas, antes que corporativos." Allí, practicando, aprendimos las normas básicas de cortesía entre colegas y pacientes. No fue fácil la convivencia y el pasaje armonico de lo (clásico) antiguo a lo (bueno) moderno, pero ¡lo logramos ... y muy Bien! En el ano 2000/2002 La Anarquía establecida Argentina desde el 10 de Septiembre de 1930 estalló y ya “no pude tolerar al criminal anárquico mamarracho republicano Argentino" que culminó con el "Robo Legalizado" (Google "The Legalized Theft" by Steve Hanke - CATO Instituto and/or Johns Hopkins economist) Como muchos de los argentinos ordenados, responsables, con importante capital de trabajo sin deudas, con algunos ahorros PERDIMOS TODO! Yo no perdí mis edificios, mi casa, mi Consultorio Radiológico) ni mi costoso instrumental diagnostico pero al quedar fuera de corporaciones medicas-hospitalarias corruptas, y fuera de los canales de facturación y cobro ... me encontré despojado de uno de los derechos humanos mas importantes “EL DERECHO A TRABAJAR” , del que depende mi “DERECHO A LA PROPIEDAD” y derecho a de “VIVIR en LIBERTAD” como me de la gana y sin pedir nada a nadie (¡LIBRE ALBEDRIO!) Por ello decidimos volver (ya estando jubilados) por segunda vez a USA. Hoy tengo otra residencia legal en Chicago (Oak Park, 60301) Mi mentor (en USA y Argentina) ha sido el Dr. Rene Favaloro (pionero del bypass coronario), con quien (cada uno por su lado) hemos compartido los mismos dilemas, para decidir volver, y para adaptarnos a esta ANARQUÍA Argentina (ver www.29deJulio.wordpress.com ) – La ANARQUÍA en la que cayó La Republica Argentina el 10 de Septiembre de 1930, fue causado por errores garrafales del GOBIERNO DE LOS ESTADOS UNIDOS DE NORTEAMÉRICA. (Presidente Herbert Hoover (POTUS 31) ...MAS... errores garrafales en la "ACORDADA UNÁNIME de LA TOTALIDAD DE LOS JUECES DE LA CORTE DE JUSTICIA ARGENTINA" ...MAS... errores garrafales del Gobierno del Reino Unido de Gran Bretaña (UK) ...MAS... el error de un soldadito con grado de General y cáncer de estomago Gral. Félix Uriburo) que no se atrevio a desobedecer al Jefe de su jefe cuando le ordenaron "violar a La Constitucio ... "en nombre de ella??) y asi TODOS ELLOS JUNTOS, en un contubernio internacional, por primera vez en la historia de La Republica Argentina depusieron a un Presidente Constitucional, (Presidente Hipólito Yrigoyen) electo dos veces (en periodos NO consecutivos), por el voto popular, y depuesto con la absurda e ignorante excusa (si no fue mentirosa) de ser "ser viejo e inoperante..."

Categorías A quien temo es a mi gobierno,ANARQUIA,ARGENTINA! QTP?,ARTICULO 29,COMMON SENSE,Corte Suprema de Justicia,DERECHOS HUMANOS BASICOS,EL CRIMEN DE LA GUERRA,FCPA o FSIA?,GOBERNAR ES POBLAR,JB ALBERDI,SOCIOLOGICAL ANARCHIC SCHIZOPHRENIC SYNDROME (SASS)Etiquetas , , , , , , Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s