ARGENTINA, ESTAS “GANSADAS PRESIDENCIALES”… ¿PUEDEN SER VERDAD?

Georgetown y Harvard, en llamas por Cristina

Por Carlos M. Reymundo Roberts | LA NACION

29.09.2012 | 00:00

“Sos increíble, sos única”, le soltó Boudou apenas Cristina atendió la llamada desde el jacuzzi de su suite en el Hotel Mandarin. “Sí, la verdad es que estuve bárbara”, respondió ella, que odia la falsa modestia. “Los gringos me tendieron una trampa -continuó-, pero no sabían con quién se metían.”
Boudou tuvo el detalle de poner el altavoz para que yo pudiera escuchar todo. ¡Lo que disfruté! Cristina todavía estaba excitada e inmensamente feliz. Con desparpajo adolescente contó cómo había logrado sortear el cacerolazo en la puerta de Harvard. “Me avisaron por teléfono y entonces llegué una hora más tarde, cuando sólo quedaban cuatro tipos. No me digas que no soy una genia.” Amado asintió, con esa convicción con que ríe, aplaude y asiente cada vez que ella abre la boca, aunque sea para matarlo. Algunos lo ven como una actitud rastrera. Yo, como vocación de servicio.
-¿Cuál te gustó más, Georgetown o Harvard?
-¡Ninguna! Qué querés que te diga, me quedo con la Universidad de La Plata. Es como más vital. Pero me había prometido que un día tenía que ir a Harvard, y fui. ¡Soy la primera presidenta argentina que da una clase magistral ahí!
-Sí, fue grandioso. Ahora, qué raros son estos tipos: aplaudían las preguntas y no tu respuestas. Te habrás sentido extraña.
-Extrañísima. Pero lo atribuí a problemas con la traducción.
-¿En serio pensás que fue una trampa?
-¡Ni la menor duda! Todos esos pibes laburaban para Lanata. Igual, me hice un festín. Creo que los dejé impresionados con mis conocimientos de política internacional, historia, economía… Y con mi valentía. Decime, ¿quién se anima a hablar mal de Harvard en Harvard? Les dije que era una universidad cara y que no entendían nada. Y eso no lo había practicado: me salió así, de una.
-También te salió de una criticar a Estados Unidos, decirles que promueven los golpes y que mienten con la inflación, denostar al Fondo, hablar bien de Chávez. ¡Todo eso en Washington! ¿Cómo te animaste?
-Soy así, frontal. No me invitarán más, pero yo estaba pensando en los spots de las tandas del fútbol. Tienen material para rato.
-Estuvo bueno eso de que en la Argentina no hay cepo cambiario. Lo dijiste tan convencida que parecía verdad. Lástima que después estuviste 15 minutos justificando por qué no se puede comprar dólares.
-Mirá, peor cepo es el de Estados Unidos, donde es imposible conseguir pesos.
-Che -comentó Amado, que empezaba a animarse con algunas objeciones-, quizá no estuvo tan bien cuando retaste a uno de los chicos y le dijiste que la pavada que estaba preguntando no era digna de Harvard, sino de La Matanza. Tenés toda la razón del mundo, pero en La Matanza vota casi un millón de personas.
-Amado, Amado, ¿vos te creés que en La Matanza alguien vio mi conferencia en Harvard?
-Me encantó que hayas contestado que hiciste tu fortuna como abogada exitosa. Fue una lección de capitalismo: ¡quisiera saber cuántos abogados gringos juntan 17 millones de dólares sin pisar el estudio!
-Esa respuesta la tenía estudiada, pero mi problema era que cuando la practicaba en el hotel, indefectiblemente me terminaba riendo a carcajadas.
-Te voy a ser sincero. Por momentos, ante algunas preguntas, parecías un poco molesta, tensa, enojada. Ojo, lo manejaste bien, pero yo te conozco y era evidente que no estabas cómoda.
-Bueno, entendeme, no estoy acostumbrada a las groserías y las malas palabras: me hablaban de inflación, conferencias de prensa, cacerolazos… Además, en la Argentina yo tengo la exclusividad del micrófono. En Georgetown y Harvard se lo dan a cualquier imberbe sólo por haber pagado una matrícula. O esas universidades cambian o no tienen futuro.
-Sí, de hecho criticaste el poco nivel académico de los estudiantes de Harvard.
-Es que ni en La Matanza te preguntan esas pavadas. Fijate que no me sacaron el tema Ciccone. Mi vicepresidente se queda con la fábrica de hacer billetes y en las mejores universidades yanquis no se enteran. ¿Querés saber qué respuesta tenía preparada?
-Sí, claro -a Amado le temblaba la voz.
-Pensaba decirles: ¿Boudou? Por favor, hablemos de cosas serias -y estalló en una risotada. Amado sintió el golpe y volvió por el camino de las flores.
-Creo que tu mejor respuesta fue la de la reforma constitucional. Una maravilla dialéctica. Con las palabras decías que no y todo tu cuerpo decía que sí.
-Bueno, lo aprendí de Bush. Dijo: lean mis labios, no voy a subir los impuestos, y terminó matándolos con un impuestazo.
La conversación discurrió después sobre la cobertura que habían tenido las charlas con estudiantes. Cristina no contó que los grandes medios norteamericanos o la habían matado o la habían ignorado. Y Amado no le dijo que aquí la peor bajeza, como era de esperar, la hizo TN: no se cansó de pasar las intervenciones en las universidades, con la malicia del que te repite un furcio.
La señora se despidió con una frase de su cuño: “Por suerte, ya pego la vuelta. Me extrañan los argentinos, y ahora me empezarán a extrañar los norteamericanos”.
Anuncios

Published by:

PatAgonica

Soy el Dr. Gastón Alejandro Saint Martin (ARDMS. RVT. RPVI eligible, MD. CCPM). Medico patagónico; me gradué en la UNBA (Universidad Nacional de Buenos Aires, en 1961) Recién graduado y casado fui a hacer mi entrenamiento en la Universidad de Louisville, (UdeL) Kentucky, USA, la mas antigua Universidad Municipal de La Unión; pobre, pero de excelente nivel académico; con una pequeña escuela de medicina. Louisville está en la margen izquierda del rio Ohio (afluente del Mississippi) Elegí a UdeL por estar entre los rio Ohio y Tennessee, que era la zona mas subdesarrollada de La Unión, (cuna de los "Hillbillies") montañeses pobres, poco ilustrados, casi analfabetos pero gente honrada, noble y muy trabajadora; donde era de esperar encontrar problemas de patología medica y socio económicos similares a los de la población rural patagónica indigente. Los médicos residentes de la Universidad de Louisville atendíamos al Louisville General Hospital y al Children’s Hospital of Louisville. Finalizado mi entrenamiento, y al tener yo visa de emigrante, me pude quedar en USA, donde los abogados jueces y los médicos con residencias de entrenamiento completas, teníamos un brillante futuro económico, estabilidad y brillo social. La tentación para quedarse fue muy grande, pero cumplimos mi plan regresando a casa; Argentina (No a Buenos. Aires.) sino a La Patagonia (Gral. Roca, Rio Negro), donde trabajé intensamente, no solo en medicina asistencial sino en política. Para el inicio, recluté un pequeño grupo de médicos argentinos jóvenes entrenados en USA y Canadá con quienes creamos al Instituto Medico del Comahue, el pequeño hospital austral privado pionero en medicina asistencial moderna. Construimos el edificio por esfuerzo propio, y por administración, con la dirección técnica de mi padre (Ingeniero Prospero Saint Martin). Tuvimos muchos éxitos y fracasos. Nos integramos al Colegio Medico de General Roca, donde fui el primer organizador de la primer biblioteca medica patagónica. De nuestros Colegas Veteranos aprendimos la Filosofía Ético Moral Medica Hipocrática) y a ser médicos humanistas, antes que corporativos." Allí, practicando, aprendimos las normas básicas de cortesía entre colegas y pacientes. No fue fácil la convivencia y el pasaje armonico de lo (clásico) antiguo a lo (bueno) moderno, pero ¡lo logramos ... y muy Bien! En el ano 2000/2002 La Anarquía establecida Argentina desde el 10 de Septiembre de 1930 estalló y ya “no pude tolerar al criminal anárquico mamarracho republicano Argentino" que culminó con el "Robo Legalizado" (Google "The Legalized Theft" by Steve Hanke - CATO Instituto and/or Johns Hopkins economist) Como muchos de los argentinos ordenados, responsables, con importante capital de trabajo sin deudas, con algunos ahorros PERDIMOS TODO! Yo no perdí mis edificios, mi casa, mi Consultorio Radiológico) ni mi costoso instrumental diagnostico pero al quedar fuera de corporaciones medicas-hospitalarias corruptas, y fuera de los canales de facturación y cobro ... me encontré despojado de uno de los derechos humanos mas importantes “EL DERECHO A TRABAJAR” , del que depende mi “DERECHO A LA PROPIEDAD” y derecho a de “VIVIR en LIBERTAD” como me de la gana y sin pedir nada a nadie (¡LIBRE ALBEDRIO!) Por ello decidimos volver (ya estando jubilados) por segunda vez a USA. Hoy tengo otra residencia legal en Chicago (Oak Park, 60301) Mi mentor (en USA y Argentina) ha sido el Dr. Rene Favaloro (pionero del bypass coronario), con quien (cada uno por su lado) hemos compartido los mismos dilemas, para decidir volver, y para adaptarnos a esta ANARQUÍA Argentina (ver www.29deJulio.wordpress.com ) – La ANARQUÍA en la que cayó La Republica Argentina el 10 de Septiembre de 1930, fue causado por errores garrafales del GOBIERNO DE LOS ESTADOS UNIDOS DE NORTEAMÉRICA. (Presidente Herbert Hoover (POTUS 31) ...MAS... errores garrafales en la "ACORDADA UNÁNIME de LA TOTALIDAD DE LOS JUECES DE LA CORTE DE JUSTICIA ARGENTINA" ...MAS... errores garrafales del Gobierno del Reino Unido de Gran Bretaña (UK) ...MAS... el error de un soldadito con grado de General y cáncer de estomago Gral. Félix Uriburo) que no se atrevio a desobedecer al Jefe de su jefe cuando le ordenaron "violar a La Constitucio ... "en nombre de ella??) y asi TODOS ELLOS JUNTOS, en un contubernio internacional, por primera vez en la historia de La Republica Argentina depusieron a un Presidente Constitucional, (Presidente Hipólito Yrigoyen) electo dos veces (en periodos NO consecutivos), por el voto popular, y depuesto con la absurda e ignorante excusa (si no fue mentirosa) de ser "ser viejo e inoperante..."

Categorías GOBERNAR ES POBLARDeja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s